Alita: Ángel de combate | La fuerza arrolladora de la mujer guerrera

Alita es una chica menuda de origen humilde que vive en un mundo lleno de peligros y robots asesinos. De una apariencia frágil y con unos ojazos que desbordan inocencia se podría decir que pide a gritos que la protejan de los peligros de la vida. Pero descuida, la chica se vale por sí misma y, es más, será ella quién proteja a los demás de las amenazas del Mal. Pero ¿de dónde emana esa fuerza? Es algo que ni ella lo sabe. Descúbrelo en ‘Alita: Ángel de combate’.

Ambientada en un futuro distópico. Tras una gran guerra, un médico encuentra entre los desechos del vertedero la cabeza de un cyborg cuya mente humana sigue dando muestras de estar funcionando. El médico lo reanima y le da un cuerpo nuevo, así es cómo Alita vuelve a la vida. No recuerda nada de su pasado así que el médico la acoge como a una hija. Mientras él trata de protegerla como si fuera una hija adolescente, ella se lanza a encontrarse a sí misma.

La chica sale a la calle con su nuevo cuerpo a descubrir el mundo que la rodea. Y se da cuenta de que puede hacer frente a los más fuertes y peligrosos. Descubre en su cuerpo un arma de combate. Pero puede que haya algo más. Porque Alita es valiente, impulsiva y no tiene miedo. Ella es todo corazón. Y todo eso no te lo da un cuerpo robotizado. Tiene que haber algo más.

La respuesta se encuentra en su pasado. Un pasado que no recuerda y que se ve obligada a descubrirlo por sí misma. La película es más un viaje de redescubrimiento personal de una chavala adolescente que busca su lugar en el mundo. Su instinto será su mejor guía para el camino junto con un puntito de locura (llámalo locura, impulsividad o falta de madurez) que le empujará hacia adelante a pesar de los tropiezos y de las ínfimas posibilidades. Una chica echada hacia adelante y que lo demuestra con momentos memorables como la escena del callejón o la del bar.

Alita: Ángel de combate’ es una película de ciencia ficción que desborda efectos visuales a raudales. Pero antes de eso hay una historia que contar, la de la chica protagonista que anda un poco perdida. Por su naturaleza se meterá en líos, descubrirá lo que es el amor y se verá empujada a tomar decisiones complicadas. Un personaje inocente que va madurando a lo largo de la historia.

La película te cautiva por su ritmo ágil y trepidante con ese toque intrigante de descubrir la identidad de la chica. Sustentado por un guion sencillo que da pie a la acción y que desemboca en un torrente de efectos visuales verdaderamente impresionantes. Todo un derroche visual que alcanza su punto álgido durante el Motorball: una especie de juego que mezcla hockey sobre patines y baloncesto, sobre una pista de Nascar. Los efectos visuales son lo mejor de la película.

Alita: Ángel de combate’ está protagonizada por Rosa Salazar acompañada por un reparto de altura como Christoph Waltz, Jennifer Connelly y Mahershala Ali. Con Jorge Lendeborg Jr (‘Bumblebee’) y algún guiño cinéfilo inesperado. Dirige Robert Rodriguez (‘Sin City’ y la saga de ‘Spy Kids’). James Cameron se encarga de la producción con unos increíbles efectos visuales al estilo de ‘Avatar’.

Una película de ciencia ficción muy disfrutable con los mejores efectos visuales del momento ideal para verla en pantalla grande. Además, detrás de los fuegos artificiales se esconde la historia muy real de una chica, sin memoria y con una fuerza arrolladora, en busca de su propio camino. Descubre la fuerza de la mujer guerrera en ‘Alita: Ángel de combate’.

Alita: Ángel de combate : 6,75/10

PD: No sé quién soy.

PD2: Dua Lipa se viste de Alita para la canción de la banda sonora ‘Swan Song’.

Verano del 84 | Los misterios que se esconden tras las cortinas

Años 80, años de ‘Los Goonies’, de recorrer el vecindario en bicicleta, de salir en busca de aventuras. Un escenario perfecto para que un chaval de quince años eche a volar su imaginación y sus ganas de resolver misterios. Sus inseparables amigos le acompañarán en una aventura donde el mayor misterio serán ellos mismos. Una vuelta nostálgica al verano ochentero más juvenil, así es ‘Verano del 84’.

Un chaval, amante de la ufología, cree que su vecino policía es en realidad el asesino en serie que andan buscando por televisión. Como ya de antemano sabe que no le van a creer, el joven reúne a sus amigos para que juntos puedan encontrar indicios que confirmen su aventurada teoría.

Lo más interesante de la película no es el misterio del asesino sino las conversaciones de los cuatro amigos protagonistas. A través de lo que dicen iremos descubriendo lo que realmente se les pasa por la cabeza; y por sus silencios, las emociones que esconden. Porque hay cosas de las que no podemos hablar ni a los mejores amigos. Y esas se esconden tras las cortinas.

Porque detrás de las cortinas de las ventanas de las casas se puede esconder un asesino en serie pero también el divorcio de tus padres, el abandono y la soledad, la violencia doméstica o la extraña obsesión por los extraterrestres a lo Iker Jiménez. Y a su manera, cada cosa es importante.

La pandilla de chavales que aún están en esa edad de jugar al ‘polis y cacos’ por en medio del pueblo pero que todavía no han resuelto ese gran misterio de los chicos adolescentes: hablarle a las chicas. Y claro, son muchos misterios para resolverlos todos en un mismo verano.

‘Verano del 84’ es entretenida y con muchos guiños nostálgicos de los ochenta. Lo que pasa es que la tensión dramática se va desvaneciendo a lo largo del metraje y no consigue involucrar tanto al espectador como debiera. Sin embargo, debido a esa falta de pulso narrativo la película gana y sorprende (para bien) en sustos inesperados propios del género de terror. La película está bien y mejora al final, sobre todo, cuando los directores de la cinta se toman una licencia creativa para jugar a un polis y cacos más crudo y real.

La película desarrolla una historia de intriga y de aventuras adolescentes con toques del cine de terror. ‘Verano del 84’ es amena, es una vuelta a ‘Los Goonies’ y a los chavales de ‘Stranger Things’ que gustará más por conocer a los jóvenes protagonistas y sus dramas y misterios que por la intriga de descubrir al asesino.

Hay muchos misterios que rodean a un quinceañero de los ochenta con una bici y una gran imaginación. El gran misterio no es el asesino en serie que acecha al barrio, que también, sino los amigos del prota y la gente que le rodea. Le ayudarás a descubrirlos con ‘Verano del 84’.

Verano del 84: 6,50/10

PD: Por eso se inventaron las cortinas.

Seminci 63: Genèse | Los primeros (des)amores

Un interesante drama romántico adolescente sobre los primeros (des)amores. Una película correcta que destaca por el desarrollo de las situaciones amorosas de los jóvenes. Una cinta con cierta frescura juvenil, es ‘Genèse’.

La película se centra en la historia de una joven que decide cortar con su novio cuando éste le propone una relación abierta. A partir de ahí se lanza nuevamente a buscar un nuevo amor pero no encontrará más que ranas en el charco de príncipes. Por otra parte, la película también narra la historia de un chaval que se encuentra enamorado de su mejor amigo. Lo mantiene en secreto mientras trata de externalizar una falsa seguridad que denota una gran falta de confianza en sí mismo.

10 PHILIPPE LESAGE - GENESE

Se trata de un drama romántico juvenil que comienza muy prometedor pero que se va diluyendo según lo van haciendo las esperanzas en el amor de los chavales a lo largo de la película. De un estilo sobrio refleja muy bien esa relación distante que tiene los protagonistas con su entorno. Contiene escenas de denuncia social como aquella bajo la lluvia del incidente en la fiesta.

Aunque la película camina hacia el lado más amargo del amor, el director termina por cambiar de escenario y de protagonistas. Lo hace para contarnos una historia completamente nueva entre un chavalín y la chica que le gusta que cierra la película de una forma muy tierna y bonita y, al mismo tiempo, esperanzadora.

Genèse’ es una película que es para dejarse llevar por las historias de los chavales aunque puede que se haga un poco larga. Una película correcta sobre los fríos desamores de la adolescencia.

Genèse: 6,50/10

PD: ‘Genèse’ es la gran triunfadora de la Seminci 63 tras alzarse con la Espiga de Oro a la Mejor Película. Además se llevó otros dos premios más como el de Mejor Director y Mejor Actor.

Seminci 63: The miseducation of Cameron Post | El indie que viene de Sundance

Este año en la Seminci el toque del cine indie americano lo da ‘The miseducation of Cameron Post’ que cuenta con Chloë Grace Moretz de protagonista y que viene directamente de Sundance. La película sigue los pasos de una joven que termina en un centro religioso para curar la homosexualidad. Una película muy interesante que desemboca en un drama juvenil.

En el campamento religioso siguen una especie de terapia para curar la homosexualidad de los chavales con la intención de descubrir sus traumas infantiles. Algo que la película lo aborda de forma ágil y divertida para luego instalarse en un drama sobrecargado. Es una película inteligente pero le falta la chispa del cine indie americano.

04 DESIREE AKHAVAN - THE MISEDUCATION OF CAMERON POST

Resulta difícil conectar con las emociones de los protagonistas a partir de un estilo visual tan rutinario. Se echa en falta algo nuevo que contar en la trama que bebe principalmente del guión y de las películas de ‘La llamada’ y de ‘Hasta los huesos’. De una cinta ganadora del gran premio de Sundance se espera un poco más.

Cuenta con un reparto juvenil muy prometedor como Choë Grace Moretz (‘Kick Ass’) que se echa la peli a los hombros, Sasha Lane (‘American Honey’), John Gallagher Jr. (‘Calle Cloverfield 10’) y Jennifer Ehle.

Aunque le falta esa frescura del cine indie americano ‘The miseducation of Cameron Post’ es una película necesaria por su temática y por abordar un tema muy complejo de forma simple y directa. Es una película que hay que ver pero no consigue dejarte un poso duradero.

The miseducation of Cameron Post: 6,50/10

PD: “¿Qué tal vas con tu iceberg?”

Un café con spoilers: ‘Girl’ | La chica que soñaba con llegar a ser una mujer

Lara es una chica de quince años que se presenta a las pruebas de acceso de una de las escuelas de ballet más importantes del país. Lara, al igual que otras muchas chicas de su edad, sueña con llegar a convertirse en una bailarina profesional. Puede parecer una chica normal pero Lara ha nacido con el cuerpo de un chico y tiene un gran problema del que no quiere hablar. Así arranca ‘Girl’, la película sensación de la temporada.

‘Girl’ es de una sutileza y de una sensibilidad extraordinaria. El director nos abre la puerta de la vida de la protagonista, tanto la pública como en su faceta más íntima, a través de una cámara sutil e inquieta que no para de narrar con las imágenes. Relata la vida de Lara con mucho tacto y, como espectadores, nos mete de lleno en la cabeza de la protagonista para hacernos sentir lo que ella siente.

MV5BZmE0ZTZjMzItOTUyZC00Nzc5LWI1OWEtOGQ5MWU1NmZmY2MzXkEyXkFqcGdeQXVyNTc5OTMwOTQ@._V1_

La vida de Lara no es fácil. Siente la presión lógica de los profesores de la escuela de ballet pero también la incomprensión de los compañeros, de la sociedad y hasta de algunos miembros de su familia. Aquella frase de la madre, que la llega a repetir como tres veces, que la sentimos como cae con la fuerza de un martillo sobre la autoestima de la protagonista.

Esa es la gran virtud de la película. Coloca al gran público, por lo general desconocedor (yo incluido) del drama que viven las chicas como Lara, para que conozcamos de primera persona lo que sienten cuando hablamos despreocupadamente y expresamos alguna frase a la ligera sin darnos cuenta de lo mucho que le puede afectar. La película nos pone en el lugar de Lara. ‘Girl’ es un ejercicio para aprender a empatizar con ella.

Creo que la película va dirigida, sobre todo, al gran público para que aprendamos a empatizar con esta problemática. La película arroja luz sobre los, digamos, ‘micromachismos’ pero dirigidos a las personas transexuales. De verdad, esas frases que son microhumillaciones gratuitas, y que muchas veces las decimos sin pensar y desde el más puro desconocimiento, aquí en la película se iluminan como luciérnagas en la oscuridad para advertirnos de su poder destructivo. Por eso creo que ver esta película nos enriquece como personas y nos ayuda a comprender.

La película nos muestra dos formas de presionar: la que busca un uso recreativo (aquella para echarse unas risas) como la de algunas compañeras, y la que inspira para madurar, como la de la profesora que sabe medir la intensidad de la presión y que termina fundiéndose en un abrazo. Son algunos de los momentos memorables de la película como la relación que tiene con su padre. Una relación sana y muy comunicativa. Pero con límites. Porque ella no deja de ser una chica de quince años ansiosa de cotilleos inocentes y su padre, divorciado, no deja de ser un señor de mediana edad que no es muy dado a compartir sus sentimientos.

MV5BMDNmYTM2NDctZjNmNi00ZmQ2LTg2ZDktMTlhMGM4N2Q2NDIwXkEyXkFqcGdeQXVyNTc5OTMwOTQ@._V1_

Por eso, aunque la relación que tiene Lara con su padre es de absoluto cariño y comprensión, no resulta suficiente para ella. Necesita la figura de una amiga para compartir confidencias. Lo bueno de la película es que no trata a su protagonista como a una santa y el resto son malos. Sino que ella misma respira de muchos matices y no se arruga para que la chica protagonista pueda llegar a parecer, y lo parece, que en algún momento de la película la chica resulta un poco cría llorona porque lo tiene todo y la vida no la trata del todo mal como para sentirse insatisfecha y sin embargo lo está.

Ese es el segundo punto de la película. Lara trabaja duro para convertirse en una gran bailarina de ballet y al mismo tiempo se somete a un cambio de sexo. El problema es que, como cualquier joven adolescente, le puede la impaciencia y quiere convertirse inmediatamente en una mujer.

Por supuesto que Lara es una chica valiente y fuerte pero, como todos en la vida, pasa por momentos de debilidad emocional. Vive por momentos de humillación como la escena de la noche de chicas, que el director aborda en un tono muy comedido, y que sin que ella se dé cuenta forma parte del proceso de madurez de una persona.

La frase del padre: “Yo veo a una chica. Pero tú quieres ser una mujer. Y esto no funciona así [no se consigue de repente sino que conlleva un proceso de madurez]” es realmente la clave de la película. Y continúa: “¿Acaso crees que yo me convertí en un hombre de la noche a la mañana?”. Por otro lado, da gusto verla en los breves momentos en los que lleva a su hermano pequeño al colegio. Es donde se siente más segura y orgullosa de ser ella misma. Se siente en plenitud.

MV5BYjhmOTU5ZDctN2M0Yi00MWNlLTg1NWEtYmE3YWVkMmUyYTI3XkEyXkFqcGdeQXVyNTc5OTMwOTQ@._V1_

Contiene momentos muy memorables como el que vive sumergida en la piscina, que el director nos presenta en un tono como de sueño, donde la chica se queda al margen mirando lo que ella desea ser o cuando termina sentada en el patio de butacas viendo lo que ella quiere ser o la secuencia donde la chica pierde la confianza de bailar o, por supuesto, el gran final tan doloroso.

‘Girl’ es una película de una gran sensibilidad que aborda con una pasmosa sencillez un tema muy difícil de tratar. Y lo hace de forma brillante. Se trata de una ópera prima de Lukas Dhont donde la acción se va sucediendo de forma natural. Una película absolutamente imprescindible que a mí me ha ayudado a comprender muchas cosas de las personas trans pero también ha arrojado luz sobre mi ignorancia en este tema. Una película que te enseña a escuchar. Bravo. No se la pierdan.

Girl: 8,25/10

PD: -¿Eres su hermana? –Sí, lo soy.

Los increíbles 2 | Nadie dijo que la vida fuera ser fácil

Catorce años han pasado desde la película original y la espera ha merecido la pena. Las nuevas aventuras de la familia Increíble son todo un derroche visual deslumbrante. Una delicia para los ojos. Una película que se adapta a los nuevos tiempos y a los nuevos roles. Pasará el tiempo y ellos seguirán siendo ‘Los increíbles 2’.

La película arranca poco después de donde lo dejó la primera. Corren tiempos donde los superhéroes son considerados ilegales así que deben esconderse entre la multitud para sobrevivir. Hasta que un hombre de negocios contacta con ellos y cree encontrar el modo de restaurar su popularidad.

MV5BMTc3NjMxMDI0Ml5BMl5BanBnXkFtZTgwMzkwMDk1NDM@._V1_SX1777_CR0,0,1777,807_AL_

La idea original de ‘Los increíbles’ se basa en que no hace falta salvar el mundo para ser un superhéroe. Cualquiera que se enfrente a la rutina de la vida diaria puede ser un superhéroe. Cualquiera que compagine su vida personal con su trabajo y su familia es un superhéroe. Y sí, cualquiera de nosotros puede serlo. En eso se basa la primera.

En esta segunda parte la idea central radica en la de que ser un buen padre es tarea propia de un superhéroe. Y lo descubrimos cuando la mujer asciende, digamos, laboralmente y el marido tiene que dejar aparcado su sueño de salvar el mundo durante un tiempo por encargarse de criar a los niños. Un cambio de roles que, como es lógico, encaja peor el que se queda en casa.

Técnicamente ‘Los increíbles 2’ es impecable. Los efectos visuales alcanzan un nivel que incluso supera mi imaginación. Hay una infinidad de planos complejos que están hilvanados por un montaje frenético y maravilloso. Artísticamente es espectacular.

Y me doy una licencia para incluir el corto ‘Bao’ que va antes de la peli. Visualmente es otra joya de la animación pero, sobre todo, sorprende la textura de los personajes. La escena donde dos dibujos animados, la madre y una masa de harina, se miran fijamente y ambos parecen casi idénticos pero al mismo tiempo diseñados con una textura diferente. Y es esa textura que te da la sensación de poder tocar lo que me parece extraordinario. Es como si pudieras tocar, literalmente, un dibujo animado. Por cierto, que el cortometraje es enternecedor.

Volviendo a ‘Los increíbles 2’, el guión tiene la habilidad de ser totalmente maleable como una plastilina. Va al ritmo de la aventura cuando tiene que hacerlo, tiene su momento reflexivo (como el de las leyes injustas) y se detiene en los detalles de la vida familiar o en el rápido ascenso de Elastigirl. Y cuando ya ha dicho todo lo que tenía que contar se deja llevar por un final al puro estilo de las aventuras infantiles sin prejuicios. Todo eso mientras intercala las miniaventuras del bebé de la familia. Para comérselo.

los increíbles2

Aunque puede pecar de benevolente con el personaje que reúne a los superhéroes. Algo que desentona con el espíritu de la primera. Pero eso no importa demasiado cuando hay multitud de planos épicos y guiños cinéfilos que vienen de la mano del director Brad Bird, autor también de la primera de ‘Los increíbles’, de ‘Ratatouille’ y de ‘Tomorrowland’. Junto con la maravillosa banda sonora de Michael Giacchino.

Otro detallazo de la película es que tras los primeros créditos principales aparecen inmediatamente después el listado de voces del doblaje en castellano capitaneados por el inconfundible Ramón Langa. Me parece un detalle bonito porque el doblaje es un elemento muy importante en las películas de animación. Y es un reconocimiento a su trabajo.

‘Los increíbles 2’ es una película dirigida para que todo el mundo se divierta ya sea con las aventuras imposibles o con las de la vida diaria. Todo es espectacular. Todo es muy cercano. Porque nadie dijo que la vida fuera a ser fácil, todos somos increíbles.

Los increíbles 2: 8/10

PD: La paternidad es una heroicidad.

Vengadores: Infinity War | Si conectas con Marvel te lo pasarás en grande

Lo mejor de ‘Vengadores: Infinity War’ es que si conoces el universo Marvel disfrutarás de una batalla épica. Pero si no, la desconexión con la historia que te están contando puede ser total e inmerecida para con unos personajes que iban ganando profundidad a lo largo de la saga más grande de superhéroes.

Me gustan las películas de acción y superhéroes, sobre todo, me gusta disfrutarlas en el cine con una pantalla gigante para meterme de lleno en el habitual frenesí  de la historia. Me encanta. Disfruto con las películas de la Marvel por sus peleas imposibles, sus efectos especiales espectaculares, sus diálogos ingeniosos y por dedicar un momento a la profundidad dramática del personaje en cuestión.

MV5BMTc3NjY5MzMzN15BMl5BanBnXkFtZTgwMTkwMDk1NDM@._V1_SX1777_CR0,0,1777,937_AL_

Vengadores: Infinity War’ quiere dar un paso más allá y centrarse en la pura acción intergaláctica, que a mí me resulta ajena, y en un desarrollo de personajes basado en la narrativa lineal y no en la evolución de sus personalidades. Por eso, la película me sorprendió negativamente. Porque con tantos personajes increíbles con tantos superpoderes conviviendo en un universo único, me parece sorprendente no haber aprovechado los rasgos que hacen únicos a cada personaje para crear un universo enormemente mágico y al mismo tiempo real. Sobre todo, cuando ya habían sentado las bases en ‘Civil War’.

Es por esa falta de voluntad a la hora de otorgar cierto realismo y por entregarse ciegamente a una historia plana cargada de momentos dramáticos exagerados por lo que ‘Vengadores: Infinity War’ no funciona como una película para el espectador medio. Incluso llega a dar un poco de rabia observar cómo una saga que iba evolucionando tan bien llegué a contagiarse de los errores de las películas de DC como ‘Batman v Superman’ y ‘Escuadrón suicida’. Es una pena ver, desde ‘Civil War’ a esta parte, cómo el universo Marvel se expande e involuciona al mismo tiempo.

Ahora centrándome a lo que es puramente la película, quiero destacar a la cuadrilla de ‘Los Guardianes de la Galaxia’ porque resultan ser los más graciosos y lo mejor en todo el metraje. Sin embargo, la gran cantidad de efectos especiales llega a apabullar y a saturar concediendo el único papel protagonista precisamente a los efectos visuales por encima de todos los personajes. Reduciendo la participación de algunos de ellos, como Capitán América o la Viuda Negra, a meros cameos cuando, decisiones empresariales al margen, deberían ser cuanto menos piezas transversales de la historia.

MV5BMjM3NzM3OTc2OF5BMl5BanBnXkFtZTgwNjk2Njk5NDM@._V1_SX1777_CR0,0,1777,936_AL_

Afortunadamente, todo esto resulta baladí si eres fan del universo Marvel. Si lo eres ya habrás visto la película y esta reseña no es para ti porque habrás disfrutado muchísimo, lo sé. Y lo sé porque yo también soy fan de mis sagas y mis trilogías. Lo mejor del cine es olvidarlo todo y disfrutar con la película. Y se disfruta mejor cuando te sabes todas las idas y venidas de los personajes, cuando descubres un matiz oculto en algún diálogo o cuando conoces ciertos datos a través de los cómics o novelas gráficas. Pero como ya os habréis dado cuenta, este no es mi caso con ‘Vengadores: Infinity War’.

Tanto esta como el resto de mis reseñas se centran en las sensaciones que me transmiten las películas y de los temas que abordan. La gran cantidad de personajes que conviven en ‘Vengadores: Infinity War’ y su narrativa construida a base de numerosas películas llega al punto de perderme y a preguntarme ‘¿por dónde íbamos?’. Lamento tener que escribir una reseña en el que exponga, mejor o peor, mis impresiones negativas sobre una película que seguramente no haya entendido completamente pero que tampoco se ha esforzado mucho para ponerme en situación. Prefiero escribir sobre las sensaciones personales que me transmitió la película, siempre desde el respeto y sin spoilers, a sucumbir a la presión de la opinión generalizada más que nada por honestidad hacia los lectores.

Para resumir, ‘Vengadores: Infinity War’ es una película tan basada en los efectos especiales que puede que no conecte con el espectador medio. Pero será gigantesca y muy disfrutable para los fans del universo Marvel.

Vengadores: Infinity War : 4/10

Ready Player One | En busca del Rosebud de Spielberg

‘Ready Player One’ es como una enorme carrera de Hot Wheels de realidad virtual mientras se está librando la batalla definitiva del Halo en un universo infinito en el que te sientes como en casa pisando a fondo el pedal de tu viejo Delorean de toda la vida. Es un puro caos de innumerables oportunidades cargado de un ambiente nostálgico gamer muy amable.

En un futuro próximo existe una realidad virtual paralela llamada ‘Oasis’ donde la gente se conecta para realizar todas las cosas que no puede hacer en la vida real. Un chaval de los suburbios (Tye Sheridan), muy aficionado al videojuego, y sus amigos se apuntan a encontrar una especie de Santo Grial que ha escondido el difunto creador de ‘Oasis’. Quién encuentre el preciado objeto oculto heredará todo su legado. Dando comienzo así a una carrera sin cuartel que alcanzará ambas realidades y las cuatro dimensiones.

Los efectos visuales son espectaculares. Te meten de lleno en un universo paralelo de videojuego. Es un film muy nostálgico porque contiene muchísimos guiños a películas, series y videojuegos de los años 80 y 90. La verdadera gracia de la película es ir a verla y descubrir cada referencia por uno mismo. Estoy seguro de que cada uno encuentra una historia diferente (dentro de la misma) en función de los recuerdos propios de cada uno y cómo cada referencia le hace teletransportarse a su propia infancia. La clave de la película es que es capaz de crear una experiencia personalizada según los momentos vividos por el espectador. De ese modo, ‘Ready Player One’ se convierte en una pieza única.

MV5BNjg0MTkwNzAyMF5BMl5BanBnXkFtZTgwNzkzOTEwNTM@._V1_SX1500_CR0,0,1500,999_AL_

Ready Player One’ es un viaje al futuro pero sin despegarse del pasado. La película funciona como gasolina que aviva el fuego de nuestros propios flashbacks. Una cadena de saltos en el tiempo que convierte la simple carrera por el valioso trofeo en una búsqueda por el ‘rosebud’ de Steven Spielberg, el creador entre creadores. Aunque la película no ofrece respuestas a todas las preguntas uno sí puede llegar a intuir el porqué de la vasta imaginación del director a lo largo de su carrera. Es como si Spielberg filmara su propio biopic.

Protagonizado por Tye Sheridan, Olivia Cooke (‘Yo, él y Raquel’) y Mark Rylance (‘Mi amigo el gigante’). La película engancha desde el principio por unos efectos visuales descomunales pero va perdiendo fuelle según avanza por una trama bastante amable y por saturación de dichos efectos visuales. A medida que vamos conociendo la figura del fundador de ’Oasis’ su aura se va haciendo tan grande que se come al resto de personajes quiénes acaban relegados a un segundo plano.

Ready Player One’ es una película que no te puedes perder por su relevancia, la época que refleja y por supuesto, para bien o para mal, los efectos visuales. Se trata de un viaje en busca de ese nosequé que guarda Steven Spielberg dentro de sí que le ha permitido crear universos fascinantes a través de sus películas y que ha hecho soñar a muchas generaciones de niños de todas las edades. Solo por eso, ‘Ready Player One’ se convierte en una de las películas imprescindibles de la temporada.

Ready Player One: 7/10

PD: Are you ready?

 

PD2: Tráiler versión ‘Come with me’

Tomb Raider | La leyenda se convierte en realidad

La nueva Lara Croft trabaja de mensaca, besa la lona cuando entrena y juega a la liebre para sacarse un dinerillo extra. No es la heroína perfecta pero es tan de carne y hueso que se gana al público por su cercanía. La película resulta más chispeante cuando muestra las habilidades millenals de la joven protagonista que por su capacidad innata de resolver acertijos de tumbas milenarias. Y todo eso sin perder el estilo de ‘Tomb Raider’. Puro espectáculo.

Alicia Vikander es Lara Croft, una joven independiente que se niega a firmar el acta de defunción de su padre desaparecido. Así que se lanza a seguir su rastro para encontrarlo y traerlo de vuelta. La película comienza con mucha acción y un ritmo frenético. Apenas se detiene en la parte de misterio de la trama que utiliza como un elemento de trasfondo de la historia. Porque el objetivo de ‘Tomb Raider’ es vivir LA aventura del videojuego.

tombraider032

La película arranca con dos escenas memorables: la de la persecución de bicicletas y la pelea en el puerto. El guión es ágil y sirve para el uso exclusivo de la acción. Dedica el tiempo justo a resolver los enigmas que se van presentando de manera fluida favoreciendo el devenir de la trama. Hacia el final del metraje, la acción se condensa por lo que pierde ritmo pero la historia gana solidez para que las imágenes se queden impregnadas en nuestra retina a la salida del cine. Prácticamente, la película se toma un respiro para que asimilemos tanta acción desbordante.

Los efectos especiales son espectaculares y las escenas de acción son impresionantes. Hay persecuciones muy cañeras, saltos imposibles y la dosis justa de peleas. ‘Tomb Raider’ se mantiene fiel a la mecánica del videojuego y lo convierte en puro espectáculo cinematográfico. Alicia Vikander carga con el arco y las flechas de Lara Croft en un papel que le viene como anillo al dedo. Completa el reparto Dominic West (‘The wire’) y Walton Goggins (‘Los odiosos ochos’) que, este último, tiene un papel de malo pero bastante humano.

Aquellas lejanas leyendas de ‘Tomb Raider’ sobre mitos y hallazgos arqueológicos han quedado atrás. Esta nueva versión recoge un cariz mucho más cercano y aventurero con el que poder disfrutar como un chiquillo de una auténtica experiencia Tomb Raider en el cine.

Tomb Raider: 6/10

PD: Una auténtica aventura Tomb Raider.

Lady Bird | Greta Gerwig vuela alto

‘Lady Bird’ es como esos viajes largos por carretera cuando uno está más pendiente de disfrutar del camino que de pensar en llegar al destino. El retrato de una joven de último curso, que vive sin miedo a dejarse llevar, supone un tierno y delicado torrente de emociones para el espectador. Escrita y dirigida por la maravillosa Greta Gerwig.

Una joven (Saoirse Ronan), que se hace llamar Lady Bird, apura su último año de instituto pensando en la popularidad, los chicos y la elección de la Universidad mientras que su madre trata de meterla en cintura. Una chica que no es de letras ni de ciencias que tira para artista sin oficio eso si solo hacemos caso a los temores de su preocupada madre pero que, en realidad, no es más que una joven que todavía no está segura de qué pasos tomar en la vida. Por el camino vivirá experiencias únicas e irrepetibles mientras descubre quién se esconde detrás del apodo Lady Bird que, no es otra, que ella misma.

Pero no se lleven a engaños, ella se expone continuamente en un mundo de apariencias donde al final Lady Bird acaba siendo la más transparente incluso cuando miente. Y por eso es también la más valiente. No tiene miedo a decir lo que piensa, lo que desea y lo que siente aunque eso pueda volverle loca a su madre y viceversa. Actúa sin pensar, se arriesga, aunque le puedan romper el corazón o le lleve a tirarse de un coche en marcha. Lady Bird encara la vida de frente sin parar de intentarlo y sin reflexionar demasiado.

MV5BOGE4ZDg0NGYtNzFlMC00ZWQ0LTk5ZjctMWMyN2IxZWJmZjNkXkEyXkFqcGdeQXVyNjUwNzk3NDc@._V1_SY1000_CR0,0,1767,1000_AL_

En realidad, Lady Bird es el nombre de una jovencísima heroína de carne y hueso. Un alias que le acompañará mientras vive el año más emocionante de instituto, el despertar sexual y el descubrir el verdadero valor de la amistad. Va abriéndose paso en el mundo a base de lanzarse a la piscina y llevándose algún que otro golpe, pero jamás pierde la esperanza de que le admitan en la Universidad de Nueva York por improbable que parezca.

La película destaca por su naturalidad y soltura a la hora de describir la vida cotidiana de una joven que sueña con volar bien lejos de Sacramento, su ciudad natal. Sorprende la facilidad con la que Greta Gerwig, directora y guionista, es capaz de cambiar el tono de una escena, sin trucos de cámara, solamente valiéndose del guión. Un guión que desborda sinceridad y que conmueve por los momentos de fragilidad de la protagonista. Sales del cine compartiendo esa confortable sensación de vértigo que siente ella ante la nueva etapa que se presenta ante sí.

28-lady-bird-ending.w1200.h630

Protagonizada por Saoirse Ronan (‘Brooklyn’) que es la extensión de Greta Gerwig en la pantalla. El reparto se completa con los nuevos talentos Lucas Hedges (‘Tres anuncios en las afueras’) y Timothée Chalamet (‘Call me by your name’). Mención especial se merece Laurie Metcalf por el papelazo que hace de la madre, su interpretación aporta autenticidad a la relación con su hija. Ambas son las dos caras de la misma moneda y las dos actrices están sensacionales.

Greta Gerwig ha aclarado que ‘Lady Bird’ no es una película autobiográfica aunque sí que ha reconocido que comparte ciertos datos biográficos con la protagonista. Lo que me hace pensar en aquella escena en la que se cuenta lo mucho que cuesta distinguir la realidad de la metáfora cuando habla la joven Lady Bird. Y es que así es el cine: todo es una metáfora y, al mismo tiempo, nada lo es.

Lady Bird: 7,5

PD: Me llamo… Christine